Posts tagged ‘josesantanaprado’

24 mayo, 2013

Yo, el indio

por chilemexico

1.--nino-aguador-col-luis-marquez-romay

José Santana Prado

Así dicen por allí, que yo, el indio, no tengo alma y que apenas merezco vivir, porque soy analfabeta, no cristiano y nacido en América morena. ¡Y qué! Si yo nací aquí no en la fanática Sefarad o en la adamada Europa.  Nativo de América y con orgullo amerindio, pues soy de sangre y alma  de águila que me remonto a las alturas para observar mis tierras, y regar desde las nubes la milpa. Fui hecho de maíz con chile, de fríjol y nopal mezclado con pulque pa’ tener más valor.

¿Y tú piensas que porque  soy corto y taimado al hablar, soy tonto, inconsciente, vendido y cobarde, a pesar de que  no tengo ropas finas, no me baño seguido y camino descalzo, no me entero que abusas de mí, sólo  porque vivo lejos allá en la montaña o en la selva o escondido en el río para evitar tu roce?

 Yo no nací cuando las campanas repican sino cuando el tecolote canta. Ni nací cuando te llevan con el hombre de blanco, que te forza a salir de tu madre con fierros y sopores para que no sienta dolor de parto la mujer que te parió. Y con algodones perfumados me limpien la sangre y la placenta que me dio la vida por vez primera allí dentro de la panza de mi nana.

Mírame, soy moreno de pelo largo y camino con los pies  descalzos, Soy indio ¿y qué? parido en América latina, aquí en mi Mesoamérica querida, en la selva Lacandona o en el Nayar, o hijo del Yaki y del Mayo o del Tarahumara  y del Huichol que me vieron aquí nacer.

read more »

Anuncios
14 marzo, 2013

EL ANIVERSARIO, por José Santana Prado

por chilemexico

31710-indigenous

EL ANIVERSARIO

(Acteal, 22 de Dic. 1997)

PROTESTO

en nombre de la vida que nos ha sido regalada, a ti soldado, a mí,  nativo, moreno,  callado y  me la has quitado con la fuerza de tus armas por orden  del poder y la infamia.

PROTESTO

en nombre de los asesinados por el hecho de ser indígenas y vivir dentro de tierras nobles, las cuales nos fueron arrebatadas.

ACUSO

al ejército mexicano, a paramilitares y policías de haber violado la paz y la verde esperanza de la selva Lacandona con sus máquinas de guerra para desaparecernos.

CENSURO

la flagrante violación de los derechos humanos de 45 de mis hermanos y hermanas (hombres, mujeres y niños) que fueron muertos por las manos frías y asesinas en el pueblo de Acteal el 22 de diciembre de 1997 bajo el régimen   zedillista.

PROTESTO

yo, la mujer indígena, porque cuando me preguntan, ¿cómo está tu corazón? siento que ya no lo tengo, debido a tanto dolor, causado por los que no me quieren a mí y a mi gente y creen que nosotros, los indios, somos basura del México moderno.

ME OPONGO

a la necedad perenne de ustedes los ladinos de quitarnos todo a la fuerza, perseguirnos como a presas de caza, matar nuestros cuerpos e ilusiones y dejarnos sin el patrimonio de tantos siglos.

ME CANSO DE PROTESTAR

aunque nadie me haga caso, será porque creen que soy inferior a ustedes, blancos híbridos, orgullosos de su conocimiento. Ya no se acuerdan que en otros tiempos les he demostrado mi genialidad al haber construido mis majestuosos edificios, mis templos y juegos de pelota, haciendo gala de geometría y perfección pero su eclesiástica ignorancia no les permite reconocerlo, ¿ya no se acuerdan?

 

read more »

27 febrero, 2013

Epicentro, José Santana

por chilemexico

el-terremoto-en-chile-no-crear-sismos-en-mxico

EPICENTRO

(Para Chile con amor)

 José Santana Prado

… Y la tierra exhala su hiriente latido.

Lanza con furia su argumento al espacio

mientras la epidermis se convulsiona,

fracturada desde la sima de su aposento

para derramar la desolación sin piedad .

 

Los minutos se tornan en tiempo perpetuo,

el miedo ríe con placidez de los asustados cuerpos

y la angustia recorre agitada la sangre

por los laberintos de la desesperanza.

Así, la tierra gime su incontrolable castigo

contra la vida…y la muerte, expectante,

se apodera con afán de su sombra. 

read more »

18 enero, 2013

LA MUJER NAGUAL

por chilemexico

Luminoso capullo dotado

de incalculables virtudes,

eres el alma gemela

del único faro guiador.

La ensoñación y el acecho

florecen en ti, tú que esperas

apacible la apertura del atardecer,

impregnada con la magia

y el holocausto del sol.

Y aquí está, el rubor del ocaso

bañado de risas sonoras

con entes de lo eterno

que visitan la tarde

para que el ritual inicie su jornada.

Experta mujer en el arte

que desaparece la forma humana.

Piedra angular de la gran Teotihuacán,

ciudad por excelencia de los dioses.

Maestra sublime en el dominio

de los siete principios

y las tres misteriosas reglas,

atributos necesarios

en el camino del guerrero.

Entonas con claridad precisa

el obligado punto de encaje

en la casa donde se alinean

las emanaciones internas.

La eternidad se encuentra

pasando el umbral

de las líneas paralelas,

donde el águila tolteca

se alimenta del dulce sabor

que expide la conciencia humana,

residencia obligada de los

emancipados seres luminosos

que han descubierto con mérito,

el árbol de la inmortalidad.

Allí se complace la belleza

de la flamante Mujer Nagual,

en medio del espíritu

insondable del multiverso.

Recapitulación, es la esencia

del recuerdo de los mundos

y vivencias que el cuerpo

humano debe tener.

Es la participación en el gran salto

que la razón no acepta

y la fantasía promueve

como su única verdad,

porque el conocimiento allí está

pero sólo para aquellos, los diestros en reconocerlo.

Así es el poder que engendra la cognición:

absoluto, cruel y fabuloso.

Sólo él decide y elige

las reglas obligatorias del camino.

El poder indica al cazador

cuidarse de la presa misma

y lo inicia en la senda

del doloroso y vasto conocimiento,

que despertará el fuego interno

adormecido dentro de la conciencia.

La impecabilidad de la guerrera nagual

ha llegado a su meta.

Paró el mundo con el silencio

de su razón, y de igual forma,

no desconoce las reglas del acecho.

Ha depurado con elegancia

los hábitos del diario vivir,

y de su forma humana,

sólo queda un vago recuerdo.

Su viaje a Ixtlán la liberó

de las cargas del tonal,

y el don del águila

la ha devorado sin ambages,

hasta el fondo mismo e incognoscible

de la inmortalidad.

Así es la quimérica Mujer Nagual:

frágil como la rosa encarnad

que creció junto a las espinas

y las diminutas hojas de la excelsa acacia,

nacida con reverencia

sobre la tumba del tirio Hiram.

De igual manera, es fuerte como la roca,

dulce, suave y eterna

joe

 

como el majestuoso vuelo del águila real.

 

 

José Santana Prado (México). Escritor. Ha colaborado para cinco periódicos de México y tres de Canadá. Fue Vicepresidente de la Agrupación de Poetas Itinerantes Rubén Darío de Valparaíso. 

5 diciembre, 2012

LUNA MAYA, de José Santana Prado

por chilemexico

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

LUNA MAYA

 

 

La espiral de la ofrenda en jícara

trasmutada en  hialino  y sutil jade,

se eleva en traguitos hasta el dintel

donde habitan los primeros dioses

que nos legaron la vida a través

de la maravillosa planta del maíz-quiché.

 

El padre Corazón del Cielo

que lleva por nombre Huracán,

se complace en recibir la cálida ofrenda,

auspiciada por los hombres y mujeres

confeccionados con el espíritu del maíz,

en medio de la profundidad de Xibalbá;

en el centro mismo de la creación,

donde Hunahpú e Ixbalanqué, inician su guerra

contra los oscuros señores del averno.

 

La antigua piedra ceremonial del sacrificio,

se ha impregnado con el gusto a crúor

y resbala sin premura por los hombros

de Chac-Mool, quien yace recostado

en la puerta del Templo de las Inscripciones,

a la espera de que la Luna Maya

se duerma junto con los ídolos del ayer,

y el sol inicie una vez más

su perenne e incansable nacimiento.

 

read more »

A %d blogueros les gusta esto: